google6375fbb6aeaad13b.html google6375fbb6aeaad13b.html
top of page
Buscar

Semaglutida, ¿el medicamento milagro para adelgazar?

Actualizado: 3 may



Hace unos años Elon Musk desveló su truco para estar delgado: "Ayuno y Wegovy". Los usuarios se preguntaron cuál era esta segunda opción que el magnate usaba para adelgazar.

Conocida con diferentes nombres comerciales - Ozempic o Wegovy - hablamos del mismo principio activo, semaglutida, y del mismo fabricante, Novo Nordisk.

La Agencia Española de Medicamentos y Productos Sanitarios ya ha dado luz verde a las farmacias para vender el wegovy destinado a la pérdida de peso. Pero, ¿en qué se diferencian ambos medicamentos?


Ozempic - diabetes

Se encuentra disponible en cápsula y de forma inyectable. Necesita receta médica para poder venderse y trata casos de diabetes tipo 2 y de obesidad mórbida.

Es capaz de imitar a la hormona que mueve la producción natural de insulina después de comer, que a su vez, permite la pérdida de peso y reducción de azúcar en la sangre. Además, suprime el apetito. Su efecto hipoglucemiante disminuye también la probabilidad de sufrir eventos cardiovasculares. Entre los efectos, también se reducen los niveles de presión arterial, perfil lipídico y glucemia basal.

Fue diseñado para adultos con índice corporal superior a 30, aunque también puede ser utilizado por personas con IMC inferior a 27, si padecen colesterol alto e hipertensión.

Y es por ello que se ha estado usando con fines para los cuales no fue diseñado este tratamiento. Está autorizado en España para regular los niveles de azúcar en sangre en pacientes con diabetes, en tratamientos junto con dieta y ejercicio.


Wegovy - obesidad

Se encuentra disponible de forma inyectable. Necesita receta médica para poder venderse y su finalidad es la pérdida de peso.

En España ya podemos prescribir este medicamento diseñado específicamente para tratar la obesidad basado en el mismo principio activo que el Ozempic. Entra a comercializarse ante la problemática surgida a raíz del empleo del anterior como remedio para perder peso, causando incluso desabastecimiento para enfermos diabéticos.


Según el fabricante, está destinado, como complemento a una dieta baja en calorías y aumento de actividad física, al control y pérdida de peso en adultos con un Índice de Masa Corporal de 30 (obesidad). Pero al igual que el Ozempic, puede recetarse a personas con un IMC inferior a 27 si presenta alguna enfermedad relacionada con el peso. También para el control del peso en adolescentes a partir de 12 años con obesidad y un peso corporal superior a 60 kg.

El doctor Francisco Pajuelo, director médico de Novo Nordisk en España, explica que los ensayos clínicos reflejan un aumento de la sensación de saciedad y reduce la sensación de hambre, disminuyendo, la ingesta calórica. "Por otro lado, también baja el nivel de glucosa en sangre, lo que implica un ligero retraso en el vaciamiento gástrico después de comer". La AEMPS recuerda que el consumo de estos medicamentos "debe ser siempre en combinación con una nutrición saludable y un aumento de la actividad física".


Como todo medicamento tiene efectos adversos, que van desde náuseas y mareos hasta la pancreatitis aguda y la hipersensibilidad. Por ello es imprescindible la supervisión médica durante el tratamiento.


¿En qué consiste el tratamiento?

Se administra como una inyección bajo la piel (inyección subcutánea). No se puede inyectar en una vena ni en un músculo. Las mejores zonas para administrar la inyección son la zona frontal de la parte superior del brazo, la parte superior de las piernas o en el abdomen.

Antes de usar la pluma por primera vez, el médico debe enseñarle cómo usarla. Es muy importante que informe a su médico si tiene algún tipo de enfermedad en la cual esté contraindicado este tratamiento o se deba ajustar la dosis, por ejemplo, diabetes.

El tratamiento comenzará con una dosis baja que se incrementará gradualmente durante 16 semanas de tratamiento. Cuando se empieza a utilizar el fármaco, la dosis inicial es 0,25 mg una vez a la semana. El médico indica el aumento gradual cada 4 semanas hasta llegar a la dosis recomendada, en función de la tolerancia del paciente. Se debe evaluar el tratamiento de forma regular.

Se debe usar una vez a la semana y a ser posible siempre el mismo día. Se puede poner la inyección en cualquier momento del día, independientemente de las comidas.

 Si es necesario se puede cambiar el día de la inyección semanal, pero siempre que hayan transcurrido al menos 3 días desde la última inyección. Una vez seleccionado el nuevo día de administración, debe proseguir con el esquema de dosificación semanal.


Uso y precauciones

En el prospecto, se indica que el fármaco tiene que acompañarse de dieta y actividad física.

No se recomienda su uso en el caso de usar otros productos de pérdida de peso, si se tiene diabetes tipo 1, si se tiene la función de los riñones o hígado gravemente reducida, si siente insuficiencia cardiaca grave o si se tiene una enfermedad ocular diabética.


Los efectos adversos pueden ser: frecuentes como complicaciones de la enfermedad ocular, poco frecuentes como la inflamación de páncreas, dolor de estómago grave y de larga duración o los raros como reacciones alérgicas graves, dificultad para respirar, latido rápido, sudoración, pérdida de conciencia, etc. Es por este motivo que debe ser informado y supervisado en todo momento por el médico para poder detectar alguna complicación si la hubiese.


Mi experiencia personal

Después de haber realizado el tratamiento con liraglutide (principio activo biosimilar actualmente autorizado para la pérdida de peso antagonista de la GLP1) a un grupo de pacientes durante unos meses, los resultados has sido muy satisfactorios en cuanto a la pérdida de peso y grasa, siguiendo las recomendaciones de hábitos de vida saludables.

Es de prever que este nuevo fármaco tendrá mejores resultados con menos aplicaciones y menos efectos secundarios, por tanto.

¿Es realmente eficaz? Definitivamente la respuesta es sí. Acompañado de ejercicio y una dieta saludable es posible perder un 15% de la masa corporal en unos meses.

Es muy importante tener claro que el éxito del tratamiento va asociado a un cambio de hábitos saludables, sobre todo para que una vez finalizado el tratamiento no se vuelva a recuperar el peso perdido.

¿Es el medicamento milagro para adelgazar? No. Ayuda en la pérdida de peso porque reduce el apetito y ayuda a perder grasa, pero requiere constancia y acompañamiento de hábitos saludables.

 







464 visualizaciones0 comentarios

Entradas Recientes

Ver todo

Kommentare


bottom of page